TOMMYHAASCOPADAVIS

Haas duda del nuevo formato de la Copa Davis

El extenista alemán y director del Masters 1000 de Indian Wells, Tommy Haas, expresó en una entrevista para EFE su inseguridad sobre los cambios que tuvo la Copa Davis en los últimos meses, además habló sobre el “Big three”, su nueva vida, el caso de Nick Kyrgios y de su amigo Roger Federer.

“Se necesitaban algunos cambios, pero no estoy seguro si esos fueron los mejores para los jugadores en general, debido a las fechas a finales de año. Es mejor que sea en un solo lugar, cuando es tan tarde en el calendario y tratas de reunir a todos los jugadores. Estoy deseando ver cómo saldrá esto, quiénes jugarán y cómo se desarrollará la competición”, opinó el alemán al que calificó de “especial” el torneo por equipos.

Sobre el tiempo que le queda a Roger Federer, Rafael Nadal y Novak Djokovic, Haas le pone dos años más dominando el tour por delante de la nueva generación y si están “sanos” aún más.

Sobre su vida como director del primer Masters 1000 de año, Tommy lo describe así: “La vida me va muy bien en general, estoy muy contento. No es fácil cuando te retiras de un deporte, cuando estás en tus 30 años, dependiendo de tu salud y tus resultados. Trabajar en un Masters 1000 como el de Indian Wells es absolutamente increíble. En primer lugar, porque trabajas con personas que llevan mucho tiempo, es un gran evento y se está convirtiendo en un destino cada vez más importante”, analizó.

El ganador de 15 torneos ATP, ve muy difícil de que Federer gane otro “Major” pero aún no lo descarta. “Creo que el próximo año puede ganar Wimbledon, si se mantiene sano y sigue jugando así. En las otras superficies será más difícil, pero en los últimos tres años ha demostrado que juega muy bien en Australia. Con Melbourne y Wimbledon en el horizonte, le doy muchas oportunidades de avanzar o incluso ganar”.

Para concluir, el alemán señaló que Nick Kyrgios es bueno para el tenis por el “talento asombroso” que tiene, pero a la vez le recomienda que no se enfrente a la afición y a sus rivales. “Puede hacer lo que él quiera en la cancha, con tal de que no le expulsen”.