vika y serena

Madres y campeonas: Serena Williams y Victoria Azarenka

“Vika” Azarenka (27) aplastó a Elise Mertens (18) por 6-1/6-0 y tendrá que batallar contra Serena Williams (8) por un lugar en la final del US Open 2020.

Las dos ex número 1 son tenistas muy queridas, y grandes ejemplos de perseverancia, esfuerzo y resiliencia para todas las mujeres que se inician en este deporte. Ambas son madres, tuvieron dificultades y siguieron adelante. Serena casi muere dando a luz a su hija en el 2017. Victoria tuvo que dejar el tenis el año pasado, pues tuvo problemas legales contra su ex marido por la custodia de su hijo, Leo.

“Se siente increíble volver a luchar por rondas así, por ser un buen ejemplo para mi hijo. Todo el mundo tiene momentos duros en su vida, ahí es donde hay que perseverar, mantener la cabeza alta y no perder la sonrisa.”, sostuvo la bielorrusa en la rueda de prensa previo a enfrentarse contra Mertens.

En agosto del 2017, inició la batalla contra su ex marido, Billy McKeague, por la custodia de su hijo. Ella, al ser ciudadana extranjera, no podía sacar a su hijo de California, por lo que decidió no participar en el US Open, incluso poniendo en duda la reanudación de su carrera tenística. Eventualmente, la custodia de Leo le fue cedida a su madre.

“Si ya has dado a luz, cualquier cosa te parece asumible”, exclamó Serena. La oriunda de Michigan tuvo que permanecer seis semanas en cama tras dar a luz (por cesárea de emergencia) a su hija, Alexis Olympia. Las causas fueron una serie de problemas entre los que se incluía embolia pulmonar, por la que tuvo que someterse a una intervención quirúrgica. La obstrucción producida por la embolia le generaba fuertes toses, que provocaron la apertura de los puntos de la cesárea.

“Si no hubiera recibido esta atención, seguramente hoy no estaría aquí.”, manifestó acerca de la atención recibida en el hospital.

“Esto demuestra qué tan fuertes somos las madres. Si podemos tener un hijo, está claro que podemos hacer cualquier cosa.”, respondió Serena al ser consultada acerca del “duelo de madres” ante Pironkova en el que prevaleció por 4-6/6-3/6-2.

Ambos testimonios demuestran la grandeza de estas dos luchadoras, tanto en la vida como en el tenis.

Este viernes será su enfrentamiento número 23. El frente a frente favorece ampliamente a Williams por 18-4.

La estadounidense buscará el pase a la final para así darse la oportunidad de conseguir su Grand Slam 24°, alcanzando el récord de la australiana Margaret Court. La bielorrusa, campeona del Masters 1000 de Cincinnati, invicta hace 10 partidos, hará lo posible para hacerse un lugar en la final, y conseguir su 1° US Open, donde ha sido finalista en el 2012 y 2013. Esta es su primera semifinal de Grand Slam desde 2013.

Sin dudas nos brindarán un gran espectáculo.